La hepatitis B virus y la enfermedad, la enfermedad de la hepatitis b.

La hepatitis B virus y la enfermedad, la enfermedad de la hepatitis b.

Abstracto

Virología

Micrografía electrónica de formas de partículas del VHB en la sangre circulante se muestra en la parte superior y un dibujo esquemático de la partícula de Dane, la partícula infecciosa del VHB, se muestra en la parte inferior con varias características estructurales.

El genoma HBV. (A) La organización genómica, las transcripciones de ARN y productos génicos se muestra con varios elementos reguladores clave. (B) La transcripción sitios de inicio de diversas transcripciones de HBV y las proteínas que codifican (véase el texto para más detalles).

Otros elementos funcionalmente importantes dentro del genoma del HBV incluyen dos repeticiones directas (DR1 y DR2) en los 5 extremos de la cadena positiva, que son necesarios para la síntesis de ADN específica de hebra durante la replicación. 11 Dos elementos potenciadores, designados como En1 y En2, confieren expresión específica del hígado de los productos de los genes virales. 12 Una secuencia de elemento de glucocorticoides sensibles (GRE) dentro del dominio S, también se han descrito 13 una señal de poliadenilación en el gen del núcleo, y un elemento regulador posttranscriptional superposición En1 y parte de HBxAg ORF. 14

El ciclo de replicación del VHB (véase el texto para más detalles).

Las transcripciones de la cccDNA son sin empalmar, poliadenilado, y poseen una estructura de 5 cap. Las transcripciones genómicas de 3,5 kb se componen de dos especies con diferentes extremos 5: la pregenómico y los ARN precore. El ARN pregenómico (pgARN) sirve como la plantilla para la transcripción inversa y el ARN mensajero para el núcleo y de la polimerasa; el ARN precore dirige la traducción del producto del gen precore. La traducción de la polimerasa se inicia en el codón de inicio de la pol pgARN, probablemente como resultado de un mecanismo de exploración ribosómica. 19 La proteína grande (L-HBsAg) HBsAg se traduce a partir del ARN 2.4-kb subgenómico, el medio (M-HBsAg) y pequeña HBsAg proteínas (S-HBsAg) a partir de las diversas formas de ARN 2,1 kb, y la proteína HBxAg a partir del ARN 0.7-kb.

El S-HBsAg es el principal S producto del gen y el L y proteínas M son las especies de menor importancia. Cada proteína de la superficie tiene un sitio de glicosilación en el dominio S. modificaciones adicionales de la L y proteínas M se producen en el dominio pre-S2 con un oligosacárido enlazado a N y un ácido mirístico en el residuo de glicina amino-terminal del dominio pre-S1. 20 La distribución de las tres glicoproteínas de la cubierta varía entre los tipos de partículas virales, con poco o ningún L y M de proteínas en las partículas de 20 nm, pero relativamente más L proteínas en las partículas de Dane.

La replicación de HBV comienza con la encapsidación del genoma. La señal de empaquetamiento es una cis -elemento que actúa refiere como epsilon, que contiene una estructura de tallo-bucle. 21 La proteína terminal de la pol interactúa con el epsilon y en concierto con la proteína del núcleo forma la nucleocápside. Después de encapsidación, la pol media la transcripción inversa del pgARN al ADN de cadena negativa y la posterior síntesis de cadena positiva. La forma circular del ADN se completa a través de varios pasos complicados de transferencia de la cadena. 22 La nucleocápside entonces interactúa con las proteínas de la envoltura en el retículo endoplasmático de montar en viriones maduros, que a continuación, se secretan en el medio extracelular.

Diagnóstico y Serología

infección HBV conduce a un amplio espectro de enfermedad hepática que van desde hepatitis aguda (incluyendo insuficiencia hepática fulminante) a la hepatitis crónica, cirrosis y carcinoma hepatocelular (HCC). 2 El diagnóstico de la infección por VHB y su enfermedad asociada se basa en una constelación de características clínicas, bioquímicas, histológicas, y hallazgos serológicos. Un número de antígenos virales y sus respectivos anticuerpos se puede detectar en el suero después de la infección con HBV, y la interpretación adecuada de los resultados es esencial para el diagnóstico correcto de las diferentes formas clínicas de la infección por VHB (Tabla 1).

Virus de la hepatitis B serológicos y virológicos de marcadores

El curso y serológicos perfiles clínicos de (A) aguda y (B) la hepatitis B crónica

Los pacientes que desarrollan hepatitis B crónica (Fig. 4B) tienen un patrón inicial similar de marcadores serológicos con apariencia de ADN del VHB, HBsAg, HBeAg y anti-HBc. En estas personas, sin embargo, la replicación viral persiste y HBsAg, HBeAg y ADN HBV siendo detectable en el suero, a menudo en altos títulos. El curso posterior de la hepatitis B crónica es muy variable. La mayoría de las personas siguen siendo HBsAg positivo durante años, si no para la vida y tienen cierto grado de lesión hepática crónica (hepatitis crónica) que puede conducir a la fibrosis y cirrosis significativa. Las personas con infección crónica por VHB también están en alto riesgo de desarrollar CHC en última instancia.

Los límites de detección y rangos dinámicos de ensayos para el ADN del VHB.

La hepatitis B aguda

La hepatitis B crónica

La hepatitis B crónica tiene un curso variable y dinámico. La fase inicial de la infección, HBeAg, HBsAg y ADN del VHB están normalmente presentes en altos títulos, y hay leves a elevaciones moderadas en los niveles de transaminasas séricas (Fig. 4B). Con el tiempo, sin embargo, la actividad de la enfermedad puede resolver ya sea con la persistencia de niveles elevados de HBeAg y ADN del VHB (la fase de tolerancia inmune) o con pérdida de HBeAg y la caída de ADN del VHB a niveles bajos o indetectables (estado de portador inactivo). Otros pacientes siguen teniendo la hepatitis B crónica, aunque algunos pierden el HBeAg y desarrollar anti-HBe (HBeAg-negativo crónica por hepatitis B). El curso y la historia natural de la hepatitis B se discuten en detalle en otra parte en el presente procedimiento. 34

Manifestaciones extrahepáticas de la hepatitis B

Otros trastornos hematológicos autoinmunes, tales como la crioglobulinemia mixta esencial y anemia aplásica se han descrito como parte de las manifestaciones extrahepáticas de la infección por VHB, pero su asociación no es tan bien definidos; Por lo tanto, es probable que no deben considerarse etiológicamente relacionado con el VHB.

La infección por VHB oculta o latente

Las preguntas importantes y necesidades de investigación futura

¿Cómo establece el VHB infección productiva en vivo y cuál es la respuesta del huésped durante la infección temprana? A pesar de bien descrito información sobre las manifestaciones clínicas y la historia natural de la infección aguda por el VHB, el conocimiento detallado de la interacción virus-huésped durante esta etapa sigue siendo mal definidos. Los avances en esta área ofrecerían una mejor comprensión de la patogénesis de la infección por el VHB y su enfermedad asociada.

¿Cuál es la base inmunológica de la infección crónica y daño hepatocelular? Ha habido grandes avances en la comprensión de la virología y la respuesta inmune de la infección por HBV, pero los mecanismos moleculares mediante el cual el anfitrión logra eliminar el virus y se desarrolla una infección crónica siendo en gran medida desconocido. Además, la adaptación de la evolución del virus de acogida bajo la presión inmune aún no se ha dilucidado. Por último, la patogénesis de diversas manifestaciones extra-hepáticos asociados con la infección por VHB es poco conocido. La investigación adicional en estas áreas es crucial no sólo para entender mejor la historia y la progresión de la enfermedad natural, sino también en la mejora del tratamiento para la hepatitis B crónica

Expresiones de gratitud

abreviaturas

ALT alanina aminotransferasa anticuerpo anti-HBc-alfa fetoproteína AFP a HBcAg anti-HBe anticuerpos contra HBeAg anti-HBs de anticuerpos contra el HBsAg AST aspartato cccDNA aminotransferasa ADN circular cerrado covalentemente DR directa repite HBsAg hepatitis B antígeno de superficie de HBeAg la hepatitis B e core antígeno HBcAg de la hepatitis B antígeno HBV virus de hepatitis B HBxAg la hepatitis B carcinoma hepatocelular HCC x la proteína inmunoglobulina M IgM kb kilobases L-HBsAg grande HBsAg M-HBsAg medio HBsAg ORF marco de lectura abierto pgARN ARN pregenómico pol VHB ADN polimerasa transcriptasa inversa RT S-HBsAg pequeña HBsAg

Notas al pie

posible conflicto de intereses: No hay nada que informar.

referencias

3. Gavilanes F, González-Ros A, Peterson D. Estructura del antígeno de superficie de la hepatitis B: caracterización de los componentes lipídicos y su asociación con las proteínas virales. J Biol Chem. mil novecientos ochenta y dos; 257: 7.770-7.777. [PubMed]

4. Gerlich W, WS Robinson. virus de la hepatitis B contiene proteína unida al extremo 5 de su completa hebra. Celda. 1980; 21: 801-811. [PubMed]

6. Milich D, Liang TJ. La exploración de la base biológica del antígeno e de la hepatitis B en la infección por el virus de la hepatitis B. Hepatología. 2003; 38: 1075-1086. [PubMed]

11. Seeger C, D Ganem, Varmus HE. La evidencia genética y bioquímica de la estrategia de la replicación del virus de la hepatitis B. Ciencia. 1986; 232: 477-485. [PubMed]

12. J. Yee Un potenciador específico de hígado en la región núcleo promotor del virus de la hepatitis B humana. Ciencia. 1989; 246: 658-670. [PubMed]

23. Krugman S, LR Overby, Mushahwar IK, Ling CM, Frosner GG, F. Deinhardt la hepatitis viral, de tipo B. Los estudios sobre la historia natural y la prevención de re-examinado. N Engl J Med. 1979; 300: 101-106. [PubMed]

25. Tabor E, Hoofnagle JH, Barker LF, Pineda-Tamondong G, N Nath, Smallwood LA, et al. Anticuerpo contra el antígeno central de la hepatitis B en donantes de sangre con antecedentes de hepatitis. Transfusión. 1981; 21: 366-371. [PubMed]

26. Perrillo RP, Chau KH, Overby LR, Decker RH. Anti-hepatitis B core inmunoglobulina M en la evaluación serológica de infección por el virus de la hepatitis B y la infección simultánea con el tipo B, agente delta, y no-A, no-B virus. Gastroenterología. 1983; 85: 163-167. [PubMed]

28. Kuhns MC, Busch MP. Nuevas estrategias para la selección de donantes de sangre para el virus de la hepatitis B: pruebas de ácidos nucleicos en comparación con los métodos de inmunoensayo. Mol Diagn Ther. 2006; 10: 77-91. [PubMed]

32. Berk PD, insuficiencia hepática fulminante H. Popper. Am J Gastroenterol. 1978; 69: 349-400. [PubMed]

33. Hoofnagle JH, Carithers RL, Jr, Shapiro C, Ascher N. fallo hepático fulminante: resumen de un taller. Hepatología. 1995; 21: 240-252. [PubMed]

35. JI Weissberg, Andrés LL, Smith IC, Weick S, Nichols JE, García G, et al. Supervivencia en la hepatitis crónica B. Un análisis de 379 pacientes. Ann Intern Med. 1984; 101: 613-616. [PubMed]

37. FE de Jongh, Janssen NS, de Man RA, Hip WC, Schalm SW, van Blankenstein M. Supervivencia y factores pronósticos en la superficie de la hepatitis B cirrosis positiva para el antígeno del hígado. Gastroenterología. 1992; 103: 1630-1635. [PubMed]

38. Lok AS, Lai CL. monitoreo de la alfa-fetoproteína en pacientes chinos con infección por el virus de la hepatitis B crónica: papel en la detección precoz del carcinoma hepatocelular. Hepatología. 1989; 9: 110-115. [PubMed]

39. Spangenberg HC, Thimme R, Blum HE. Los marcadores séricos del carcinoma hepatocelular. Semin Liver Dis. 2006; 26: 385-390. [PubMed]

40. Dienstag JL. Hepatitis B como una enfermedad compleja inmune. Semin Liver Dis. 1981; 1: 45-57. [PubMed]

41. Trepo C, Guillevin L. La poliarteritis nodosa y manifestaciones extrahepáticas de la infección por el VHB: el caso contra la intervención en la patogénesis autoinmune. J Autoimmun. 2001; 16: 269-274. [PubMed]

42. E Alpert, Isselbacher KJ, Schur PH. La patogénesis de la artritis asociada con la hepatitis viral. Complementar componentes estudios. N Engl J Med. 1971; 285: 185-189. [PubMed]

43. Gocke DJ, Hsu K, C Morgan, Bombardieri S, M Lockshin, Christian CL. Asociación entre la poliarteritis y el antígeno Australia. Lanceta. 1970; 2: 1149-1153. [PubMed]

44. Lai KN, Li PK, Lui SF, Au TC, Tam JS, Tong KL, et al. La nefropatía membranosa relacionado con el virus de la hepatitis B en adultos. N Engl J Med. 1991; 324: 1457-1463. [PubMed]

45. Takekoshi Y, Tanaka M, N Shida, Satake Y, Saheki Y, S. Matsumoto asociación fuerte entre la nefropatía membranosa y la antigenemia de superficie de la hepatitis B en niños japoneses. Lanceta. 1978; 2: 1065-1068. [PubMed]

46. ​​Lai KN, Lai FM. Las características clínicas y el curso natural de la hepatitis B glomerulopatía relacionada con el virus en adultos. Kidney Int Suppl. 1991; 35: S40-S45. [PubMed]

47. Y Ishimaru, Ishimaru H, Toda, G, K Baba, Mayumi M. Una epidemia de la acrodermatitis papular infantil (enfermedad Gianottis) en Japón asociado con la superficie de la hepatitis B ayw subtipo antígeno. Lanceta. 1976; 1: 707-709. [PubMed]

48. Liang TJ, Baruch Y, Ben-Porath E, Enat R, L Bassan, Brown NV, et al. infección por el virus de la hepatitis B en pacientes con enfermedad hepática idiopática. Hepatología. 1991; 13: 1044-1051. [PubMed]

49. Liang TJ, Blum HE, varitas JR. Caracterización y propiedades biológicas de una hepatitis B aislado de un paciente sin marcadores serológicos del VHB. Hepatology. 1990; 12: 204-212. [PubMed]

50. Paterlini P, G Gerken, Nakajima E, S Terre, DERRICO A, Grigioni W, et al. reacción en cadena de la polimerasa para la detección de secuencias de ADN del virus de la hepatitis B y ARN en los cánceres de hígado primarios de los pacientes negativos para el antígeno de superficie de la hepatitis B. N Engl J Med. 1990; 323: 80-85. [PubMed]

51. Rehermann B, C Ferrari, Pasquinelli C, Chisari FV. El virus de la hepatitis B persiste durante décadas después de la recuperación de los pacientes de la hepatitis viral aguda a pesar de mantenimiento activo de una respuesta de linfocitos T citotóxicos. Nat Med. 1996; 2: 1104-1108. [PubMed]

52. Yotsuyanagi H, Yasuda K, Iino S, Moriya K, Shintani Y, Fujie H, et al. viremia persistente tras la recuperación de autolimitada hepatitis aguda B. Hepatología. 1998; 27: 1377-1382. [PubMed]

54. Thiers V, Nakajima E, Kremsdorf D, Mack D, Schellekens H, Driss F, et al. La transmisión de la hepatitis B de la hepatitis-B sujetos seronegativos. Lanceta. 1988; 2: 1273-1276. [PubMed]

56. Blanpain C, C Knoop, Delforge ML, Antoine M, Peny MO, Liesnard C, et al. La reactivación de la hepatitis B después del trasplante en pacientes con anticuerpos del antígeno de superficie de la hepatitis B anti-pre-existentes: informe sobre tres casos y revisión de la literatura. Trasplante. 1998; 66: 883-886. [PubMed]

57. Lok AS, Liang RH, Chiu EK, Wong KL, Chan conocimientos tradicionales, Todd D. La reactivación de la hepatitis B replicación del virus en pacientes que reciben terapia citotóxica. Informe de un estudio prospectivo. Gastroenterología. 1991; 100: 182-188. [PubMed]

58. Hui CK, Cheung WW, Zhang HY, Au WY, Yueng YH, Leung Ay, S et al. Cinética y riesgo de novo infección por hepatitis B en pacientes HBsAg-negativos sometidos a quimioterapia citotóxica. Gastroenterología. 2006; 131: 59-68. [PubMed]

62. Kato J, K Hasegawa, Torii N, K Yamauchi, Hayashi N. Un análisis molecular de la persistencia viral en la superficie del antígeno-negativa hepatitis B crónica Hepatología. 1996; 23: 389-395. [PubMed]

PUESTOS RELACIONADOS

También te podría gustar...